Resumen

Objetivos Docentes


En el diagnóstico de las hidrocefalias se emplean habitualmente protocolos estándar de valoración morfológica del encéfalo, complementándose en muchos casos con secuencias de contraste de fase, que nos permiten realizar una valoración dinámica añadida, tanto de carácter cuantitativo como cualitativo, de la circulación de líquido cefalorraquídeo.


Sin embargo, en el caso concreto de las hidrocefalias obstructivas la valoración de la dinámica de líquido cefalorraquídeo pasa normalmente a un segundo plano, ya que aporta escasa información etiológica, basándose únicamente en establecer si la obstrución presente es completa o es parcial. 


Los protocolos morfológicos tienen mayor relevancia y elegir una secuencia adecuada para la correcta caracterización de la causa obstructiva se convierte en el objetivo fundamental.


Las estenosis del acueducto de Silvio son la causa más frecuente de hidrocefalia obstructiva y la mayor parte de los estudios se orientan a la valoración de esta región anatómica concreta.


Realizamos una comparación de los hallazgos que podemos obtener de las secuencias más usadas para definir es aspecto anatómico del acueducto de Silvio, las secuencias spin eco potenciadas en T2 y las secuencias Steady State, ambas con marcado efecto mielográfico y por lo tanto, con características a priori similares en este campo.


Revisión del tema


Introducción:


Las hidrocefalias por estenosis del acueducto de Silvio están clasificadas como hidrocefalias de causa obstructiva, convirtiéndose en la causa más frecuente de hidrocefalia obstructiva en la infancia.


En la edad pediatrica suelen estar originadas por alteraciones congenitas en la formación de las cavidades ventriculares, pero no es infrecuente encontrarlas en el adulto, donde suponen un porcentaje elevado de las hidrocefalias obstructivas, adelantadas solo por las de causa tumoral, que producen compresión, extrínseca o intrínseca, y con mayor frecuencia sobre los agujeros de Monro.


Las estenosis del acueducto de Silvio en el adulto, pueden tener causa congénita, normalmente con obstrución incompleta, que condiciona una sitomatología de presentación prolongada en el tiempo, o bien pueden ser adquiridas, secuandarias a porocesos isquémicos, tumorales, hemorrágicos o postquirúrgicos entre otros, que en conjunto pueden llevar a la aparición de áreas de gliosis, malacia, depósito de debris o de restos celulares.


En las hidrocefalias obstructivas por estenosis del acueducto de Silvio, el reto diagnóstico principal es poder definir y caracterizar de la mejor forma posible la causa etiológica.


La principal secuencia anatómica incluida en los protocolos estándar del las resonancias magnéticas cerebrales son las secuencias espin eco potenciadas en T1, sin embargo, en el caso concreto de las hidrocefalias, las secuencias potenciadas en T1 se encuentran muy limitadas, ya que no permiten una adecuada valoración de las cavidades ocupadas por líquido cefalorraquídeo (LCR).


Se buscan preferentemente secuencias con alto poder mielográfico y realizadas en incidencias sagitales, que permitan la visualización completa y en conjunto de todo el trayecto del acueducto de Silvio.


La secuencia spin eco potenciada en T2 es la de uso más extendido, ya que presenta un componente mielográfico suficiente en la mayoría de los casos, es de corta duración y nos aporta algunos datos útiles que nos dan información de la dinámica del LCR, como el aspecto de los artefactos de flujo.


Las secuencias Steady State son secuencias orientadas principalmente a la valoración de cavidades, muy utilizadas en otras localizaciones y protocolos, como son la valoración de los conductos auditivos internos, las vias biliares o las cavidades cardiacas.


En virtud de esto realizamos una comparativa de los datos diagnósticos que cada una de estas secuencias nos puede ofrecer para estudiar las estenosis del acueducto.